Gonzalo Anti New World Order


Felipe González y ex líderes europeos reclaman sanciones contra Israel

Pérdida de tierras palestinas entre 1946 y 2000

Por Sal Emergui

26 ex dirigentes europeos, entre ellos Felipe González y Javier Solana, piden sanciones contra Israel a raíz de la construcción en las colonias en Cisjordania. En una inusual carta enviada a la Unión Europea y los Gobiernos del Viejo Continente, recomiendan congelar la mejora en las relaciones con Israel si el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, no congela la construcción en los asentamientos.

Según publica este viernes el diario israelí Haaretz, los 26 exigen a los países europeos que no permitan la importación de productos originarios de las colonias y que son catalogados como Made in Israel. “Creemos que no es aceptable que estos productos disfruten de las facilidades que dispone Israel en el marco de sus acuerdos con la UE“, escriben los veteranos dirigentes.

Entre los firmantes a favor de duras medidas contra Israel como respuesta a los asentamientos, se encuentran también el ex presidente alemán, Richard von Weizsacker, el ex primer ministro italiano, Romano Prodi y la que fue presidente de Irlanda, Mary Robinson.

La UE siempre ha enfatizado su oposición a las colonias ilegales pero sin especificar cuáles serían las consecuencias de la construcción sistemática de la construcción israelí en los territorios ocupados, incluido Jerusalén Este“, se lee en la carta que no gustará en el Gobierno israelí. Sobre todo cuando afirma: “Creemos profundamente que la Unión Europea debe aclarar que la mejora de las relaciones con Israel asi como los acuerdos bilaterales y programas comunes se realizarán solo si Israel congela construcción en las colonias“.

La iniciativa contra Israel coincide (no casualmente) con el fracaso de Estados Unidos en sus intentos de reanudar las negociaciones directas entre las partes.

El presidente palestino, Abu Mazen, reiteró ayer que no volverá a negociar con Netanyahu mientras siga construyendo en Cisjordania. Sus asesores advierten con acudir a la ONU para que reconozca un Estado palestino y exigen a Washington que se sume ya a ese reconocimiento.

Volver a las fronteras del 67

El Gobierno israelí, por su parte, apuesta por “negociaciones directas sobre todos los temas y sin condiciones previas” sosteniendo que los asentamientos no son un obstáculo. “Durante muchos años se ha construido y dialogado al mismo tiempo. Si no hay un acuerdo de paz es debido al rechazo crónico de los palestinos desde el 48 cuando rehusaron la solucion de dos Estados hasta la última década en la que tanto Yasir Arafat y Abu Mazen se negaron a importantes ofertas de paz de Ehud Barak y Ehud Olmert que incluian la división de Jerusalén“, afirmaba esta semana el viceprimer ministro israelí, Silvan Shalom.

Los 26 dirigentes también añaden un aviso en forma de recordatorio del reconocimiento del Estado palestino en las fronteras del 67 por parte de Brasil y Argentina y apoyan que Jerusalén Este sea la capital. Ante su comprensión en los esfuerzos de la OLP para recabar el reconocimiento internacional, fuentes diplomáticas israelíes comentan a ELMUNDO.ES que “las partes debemos sentarnos a negociar y no tomar medidas unilaterales“.

González, Solana y el resto de ex dirigentes piden a la UE una mayor involucración en el proceso de paz que lidera –o eso intenta– Estados Unidos.

El enviado especial norteamericano, George Mitchell, tiene previsto llegar la semana próxima a la región para para reactivar las conversaciones de paz, aunque sean indirectas o también llamadas “de proximidad“.

Fuente: El Mundo

Un rabino dice que los gentiles nacieron para servir a los judíos

Jerusalén (EFE) – La organización Liga Antidifamación (ADL, en sus siglas en inglés) ha denunciado que el destacado rabino israelí Ovadia Yosef fomentó el “odio” al decir que los no judíos sólo existen para servir a los judíos y compararlos con los burros.

En un comunicado recogido hoy por los medios israelíes, la Liga asegura que las palabras de Yosef, líder espiritual del partido ultraortodoxo sefardí Shas, “contribuyen a crear una atmósfera de odio y una tendencia global de intolerancia“, y recuerda que “tienen eco mucho más allá de los muros de su congregación“.

En un mundo donde son frecuentes la intolerancia y los prejuicios, tiene especial importancia que los líderes religiosos usen su influencia para enseñar respeto y aceptación“, en vez de “usar sus podios para predicar ideas tan llenas de odio y divisoras“, se afirma en el texto.

En su discurso semanal del sábado por la noche, que se transmite vía satélite a las comunidades judías en todo el mundo, Yosef dijo que “los gentiles nacieron sólo para servirnos. Si no, no tendrían lugar en el mundo, sólo servir al pueblo de Israel“. “¿Para qué sirven los gentiles? Trabajarán, ararán las tierras y recogerán los frutos. Nosotros nos sentaremos como un efendi (título honorífico entre los turcos equivalente a ‘señor’) y comeremos“, prosiguió el lider religioso integrista.

Dios dará longevidad a los gentiles. ¿Por qué? Imaginad que se muere el burro de alguien, perdería su dinero“, añadió el rabino, que tiene influencia en el Ejecutivo a través del partido sefardí Shas, miembro de la coalición gubernamental de derechas que lidera Benjamín Netanyahu.

Nacido en Bagdad en 1920, Yosef fue rabino jefe de Israel, fundó el partido Shas y sus palabras son dogma para cientos de miles de judíos ortodoxos de origen sefardí. Considerado uno de los rabinos más experimentados y profundos en la interpretación de los textos sagrados judíos, Yosef es también conocido por sus polémicos y ofensivos comentarios hacia árabes, judíos seculares, mujeres y homosexuales.

El pasado Agosto, en su sermón de celebración del año nuevo judío señaló que “Abu Mazen (el presidente palestino, Mahmud Abás) y todos estos malvados desaparecerán de la faz de la tierra. Que Dios los castigue con la peste, a ellos y a todos estos palestinos“.

En 2009, al referirse a un grupo de mujeres reformistas, lamentó que haya “mujeres estúpidas que van al Muro de las Lamentaciones, se ponen el manto sagrado y rezan. Son unas desviadas que… deben ser condenadas“.

Un año antes tildó a los profesores seculares en Israel de “burros” que enseñan “toda una serie de sinsentidos sobre las naciones del mundo“.

En 2007 despertó la ira de gran parte de la sociedad israelí al decir que el enfrentamiento que mantuvo un año antes el Ejército del país con el grupo libanés Hizbulá habían muerto únicamente los soldados judíos que “no cumplieron con los preceptos religiosos“.

En 2005 el ex gran rabino sostuvo que el huracán Katrina, que devastó el sur de EEUU, fue un castigo divino al entonces presidente de EEUU, George W. Bush, por haber apoyado el plan unilateral de evacuación israelí de la franja de Gaza.

En 2001 declaró en otro sermón que Dios “debería aniquilar a los árabes” porque son “demonios“.

Fuente 1: La Vanguardia.es

Fuente 2: 1984 -LIBERTAD A CUALQUIER COSTO

Nota: el siguiente video fue expuesto por Coco en el blog del Movimiento Anti NWO. ¡Gracias camarada por tu trabajo!

“Máximo Rabino expone el Racismo Judío”

Los colonos cuadruplican el ritmo de construcción en los asentamientos cisjordanos

Por Sal Emergui

Desde que el pasado 26 de Septiembre terminaran los 10 meses de congelación de la construcción en los asentamientos israelíes de Cisjordania, los colonos no han perdido tiempo. Según un informe de la agencia AP, el ritmo de construcción es cuatro veces superior a la época anterior a la moratoria.

En las últimas tres semanas, Israel ha comenzado 544 construcciones. El movimiento pacifista israelí Paz Ahora, por su parte, considera que el ritmo es ligeramente superior y habla de la edificación de 600 viviendas.

El “veloz” ritmo en la construcción se puede atribuir a dos factores. Por un lado, la fuerte demanda tras la congelación y las ganas de “recuperar el tiempo perdido“. Por otro, el gran temor de los principales constructores y dirigentes en las colonias de que el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, anuncie en las próximas semanas una nueva moratoria. No porque lo desee, sino porque la presión de Barack Obama sigue siendo muy fuerte. Líderes judios en EEUU han advertido a Netanyahu de que si no acepta la exigencia del líder de la Casa Blanca -una prórroga de al menos dos meses en la construcción- le espera una grave crisis con Washington.

El mencionado informe se basa en 16 visitas en más de un centenar de asentamientos, así como en llamadas telefónicas con dirigentes y trabajadores. Destacan los inicios de construcción en Barkan (62), Carmi Tsur (56) y la zona de Biniamin (200). El portavoz palestino Ghassan Jatib ha declarado que la aceleración del ritmo “es preocupante y demuestra que el Gobierno israelí no es serio en su intención de dialogar“.

A finales de septiembre, la decisión de Netanyahu de no prorrogar la moratoria provocó el abandono palestino de la mesa de negociaciones directas, 24 días después de ser reanudadas. La Liga Árabe -con la complicidad del presidente palestino Abu Mazen– otorga a Estados Unidos hasta inicios de Noviembre para presionar a Netanyahu y conseguir un acuerdo al respecto. De lo contrario, se espera una profunda parálisis en el proceso de paz.

Hace unos dias y en declaraciones exclusivas a ELMUNDO.ES, el primer ministro palestino, Salam Fayad, denunció la vuelta de la construcción: “La expansión de las colonias ilegales socava la credibilidad del proceso negociador y las esperanzas del palestino“.

Fuente: El Mundo

Abu Mazen rechaza admitir a Israel como ‘Estado judío’ para frenar las colonias

Por Sal Emergui

Congelación a cambio de reconocimiento. Al inicio de la sesión de invierno de la Knesset (Parlamento israelí), el primer ministro, Benjamín Netanyahu, ha lanzado esta tarde una bomba política.

Si el liderazgo palestino dice a su pueblo de forma clara que reconoce a Israel como Estado del pueblo judío, convocaré a mi gabinete para reanudar en un nuevo periodo determinado de tiempo la congelación de la construcción en las comunidades de Judea y Samaria (Cisjordania)“, afirmó Netanyahu en un mensaje al presidente palestino, Abu Mazen (Mahmud Abbas).

Con este gesto, espera devolver la pelota al tejado de Abu Mazen tras la decisión de éste y la Liga Árabe de no negociar con Israel mientras se construye en los asentamientos de Cisjordania.

La respuesta palestina no ha tardado en llegar. Apenas 10 minutos después, el portavoz de Abu Mazen, Nabil Abu Rudeina, ha afirmado que rechazan la petición de Netanyahu.

Mientras, la Organización para la Liberación de Palestina (OLP) consideró hoy “completamente inaceptable” la última oferta de Israel para proseguir las negociaciones de paz.

En declaraciones a Efe, el portavoz del Departamento de Asuntos Relacionados con la Negociación de la OLP, Xavier Abu Eid, calificó de “inaceptable” la oferta israelí para congelar las construcción de colonias en los territorios ocupados a cambio de que los palestinos reconozcan el carácter judío del Estado de Israel.

Ante los rumores sobre la lista de incentivos que ofrece el presidente de EEUU, Barack Obama, a cambio de dos o tres meses más de moratoria de la construcción en las colonias, Netanyahu ha revelado: “Estados Unidos ha ofrecido algunas propuestas y nosotros las estudiamos de forma responsable de acuerdo a los intereses de Israel encabezados por la seguridad y la garantias de nuestra exigencia“.

Dos de los principales partidos de la coalición, Israel Beitenu (Avigdor Lieberman) y el ultraortodoxo Shas han insinuado que no abandonarán el Gobierno si se renueva temporalmente la congelación.

Fuente: El Mundo

Nueva ley exigirá al que desee ser israelí lealtad ‘al Estado judío y democrático’ de Israel

Por Sal Emergui

“El Estado de Israel es el hogar del pueblo judío y es un Estado democrático donde todos sus ciudadanos -judíos y no judíos- gozan de los mismos derechos. El sionismo creó un Estado ejemplar. No hay otra democracia en Oriente Próximo ni otro Estado judío en el mundo”. Con estas palabras, el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, ha defendido este domingo una polémica enmienda de la ley de ciudadanía que ha sido aprobada con el voto a favor de 22 ministros y 8 en contra (los cinco del partido laborista y tres del Likud que lidera el propio Netanyahu).

Si la ley prospera en el Parlamento, aquellos ciudadanos no judíos que deseen la nacionalidad israelí deberán declarar su lealtad a Israel como “Estado judío y democrático”, en lugar de “Estado de Israel”, como estaba ahora. Netanyahu ha añadido que una comisión estudiará la aplicación de este nuevo requisito a los judíos de la diáspora que por otro lado pueden adoptar de forma automática la nacionalidad israelí bajo la “Ley de Retorno”.

La enmienda -que ha provocado el enfado de la izquierda, de sectores de la derecha y de la minoría árabe- es interpretada como el “caramelo” que Netanyahu regala hacia el ala más nacionalista del Gobierno para prorrogar dos meses más la congelación de la construcción en las colonias, tal y como exige el presidente norteamericano, Barack Obama. Sin la moratoria, el presidente palestino, Abu Mazen, no acepta continuar el proceso de paz.

Aunque es básicamente declarativa (quien realmente desea la nacionalidad puede jurar lealtad incluso a los Simpsons), la enmienda ha provocado una gran polémica. “Es una enmienda que sólo origina hostilidad y no fortalecerá la identidad judía de Israel. Sólo sirve para que Netanyahu siga sobreviviendo en el Gobierno“, ha dicho la jefa de la oposición, Tzipi Livni.

El ministro laborista, Avishai Braverman -que votó en contra- opina que “es una vergüenza. Tras todo lo que hemos invertido en el sector árabe del país, supone un golpe muy duro“. “Es una medida inútil y antidemocrática que demuestra el politiqueo de Netanyahu y discrimina a los árabes en Israel“, afirma el diputado árabe israelí, Ahmed Tibi, asegurando que la ley va por ejemplo contra los palestinos que desean casarse con árabes israelíes.

Medida injusta

En la derecha, satisfacción con importantes excepciones ya que varios ministros como Benny Beguin o Dan Meridor se han opuesto. Reuven Rivlin -presidente del Parlamento y miembro del partido de Netanyahu– también es crítico: “Es totalmente prescindible. Yo soy sionista, judío y democrático sin necesidad de esta ley que es dar armas a los enemigos del sionismo“.

El ministro de Exteriores, Avigdor Lieberman, lo considera una victoria de su partido, Israel Beitenu. De hecho, la enmienda es una exigencia de Lieberman en el pacto con Netanyahu en la formación del Gobierno. “Es importante ya que las palabras tienen mucha fuerza y se centra el verdadero debate que debe ser sobre el carácter de Israel y no de las fronteras“, afirmó añadiendo que la palabra “judío” va más allá de la religión.

El ministro de Transportes y allegado a Netanyahu, Israel Katz añade: “No entiendo la polémica. Israel es un estado democrático que garantiza los derechos de sus ciudadanos independientemente de la raza, sexo o religión. Al mismo tiempo, no se puede obviar que es un Estado con una identidad judía“.

El analista Boaz Okon escribe en el diario ‘Yediot Ajaronot‘ que “es una medida antiliberal e injusta. Es legal pero innecesaria y llega en un momento muy inoportuno“.

Fuente: El Mundo

La OLP romperá el diálogo con Israel si no amplía la moratoria en las colonias

Por Sal Emergui

El pasado 21 de Agosto, los órganos de la OLP (Organización para la Liberación de Palestina) y Al Fatah aceptaron a regañadientes la participación del presidente, Abu Mazen, en el diálogo directo con el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu.

Hoy, el liderazgo palestino en Cisjordania se ha vuelto a reunir para exigir el abandono de la mesa de negociaciones como respuesta a la decisión israelí de no renovar la congelación de la construcción en las colonias.

Aunque la decisión final de Abu Mazen se conocerá el próximo viernes en la reunión de la Liga Arabe, hoy ha palpado en Ramalá el sentir de sus allegados y partidarios. “El liderazgo palestino ha decidido que no mantendrá negociaciones directas hasta que Israel frene la construcción en las colonias“, ha declarado su portavoz, Nabil Abu Rudeina que, sin embargo, reconoce que la decisión puede cambiar si fructifican las gestiones de George Mitchell, el enviado especial del presidente norteamericano, Barack Obama.

Arrancar compromisos a Netanyahu

Mitchell intenta arrancar de Netanyahu un compromiso para seguir la congelación (finalizada el 26 de Septiembre) o al menos llegar a un acuerdo intermedio que sea aceptado por Abu Mazen.

El dirigente de Al Fatah, Mohamed Dahlan, cree que Netanyahu no congelará completamente la edificación en las colonias en Cisjordania. “No aceptamos una moratoria a medias o una construcción limitada. Queremos el fin completo de la construcción“.

No se puede dialogar y seguir construyendo en nuestras tierras“, ha dicho Dahlan, hombre fuerte en Gaza antes que el grupo islamista Hamas se hiciera con el control. Salaj Rafat, miembro del Consejo Ejecutivo de la OLP, añadió: “No podemos negociar ante las nuevas circunstancias“.

La oferta de Netanyahu para que Abu Mazen siga dialogando se basa en una construcción limitada en los asentamientos que estarán dentro de Israel en cualquier acuerdo de paz. El líder israelí se ha negado a la propuesta norteamericana de dos meses más de congelación a cambio de una serie de incentivos políticos y militares.

No fue nada fácil decidir congelar la construcción de nuestras comunidades en Judea y Samaria (Cisjordania) pero lo hicimos para dar un margen a Abu Mazen a entrar en negociaciones sin condiciones previas. Ahora pedimos a los palestinos que tengan la misma flexibilidad“, dijo ayer Netanyahu. Según él, “flexibilidad” significa seguir dialogando aceptando una construcción parcial. “Todos saben que una construcción limitada no cambiará ni un ápice el mapa del proceso de paz. La comunidad internacional debe hacer un llamamiento a los palestinos para que sigan dialogando“, añadió.

Si los pronósticos más pesimistas se cumplen y el proceso de paz se interrumpe de forma tan brusca, el balance de este mes de diálogo directo no es muy alentador. Desde que Obama convocara a Abu Mazen y Netanyahu en Washington el pasado 2 de Septiembre, los dos lideres se han reunido varias veces (a solas y con la presencia de la secretaria de Estado norteamericano, Hillary Clinton) e incluso han tenido tiempo de asistir a una minicumbre de paz en el balneario egipcio de Sharm El Sheij.

Se sabe poco de las reuniones

Dado que las partes recibieron órdenes de EEUU de no filtrar el contenido de las reuniones, no se sabe mucho. Ha trascendido el “buen ambiente entre los dos líderes” o que empezaron a negociar y discutir los asuntos clave en un proceso de paz que sigue sin completarse desde los acuerdos de Oslo firmados en el 93.

En este mes de diálogo directo, Netanyahu ha pedido que se trate en primer lugar los mecanismos de seguridad. Asimismo, ha reiterado su exigencia que los palestinos deben reconocer a Israel como Estado del pueblo judío “y poner fin a las reivindicaciones tras la creación de un Estado palestino“.

Abu Mazen, por su parte, ha querido centrarse en un acuerdo sobre las fronteras definitivas exigiendo diariamente a Netanyahu que alargue la moratoria. Su temor es que se siga construyendo mientras el diálogo sea sólo una tapadera de Netanyahu.

El fin de la congelación

De hecho, la fecha del fin de la congelación (26 de Septiembre) ha reinado en todas las reuniones y, a día de hoy, tumba la voluntad de Obama. El fracaso de éste (y su equipo encabezado por Mitchell) es espectacular. Tras largos meses, consiguieron llevar a israelíes y palestinos a la mesa de negociaciones sabiendo que esa fecha podía ser crítica. Pero reanudaron el proceso de paz sin garantías de una solución sobre la congelación/construcción en las colonias.

Asimismo, Obama ha contribuido a convertir la moratoria en algo mucho más importante de lo que al principio era. “Obama se equivocó al exigir en la Asamblea de la ONU a Netanyahu la prórroga de la moratoria convirtiéndolo en un símbolo. Abu Mazen no puede ser menos palestino que Obama“, dicen fuentes del Gobierno israelí.

La decisión tomada hoy por el liderazgo palestino no es definitiva pero aumenta significativemente la presión para conseguir un compromiso antes del veredicto final en la Liga Arabe.

Fuente: El Mundo

EEUU amenaza con levantar su veto a la creación unilateral de un Estado palestino

Por Sal Emergui

En un último intento para rescatar el renqueante proceso de paz, Barack Obama está ejerciendo una presión sin precedentes sobre los líderes israelíes y palestinos. Las negociaciones directas -reanudadas en Washington el pasado 2 de septiembre- están a punto de estrellarse ante su primer y gran obstáculo: el fin de la congelación de la construcción en las colonias judías en Cisjordania.

La decisión del primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, de no prorrogarla está a punto de provocar el abandono del presidente palestino, Abu Mazen, que espera la reunión de la OLP y posteriormente de la Liga Árabe para anunciar su decisión final. Mientras, los mediadores estadounidenses -apoyados hoy en Jerusalén y Ramala por la Alta Representante de la Unión EuropeaCatherine Ashton– siguen intentando evitar la fractura.

A cambio de dos meses de prórroga de la congelación, Obama le ha ofrecido a Netanyahu una lista muy valiosa de incentivos: más ayuda militar (misiles y sofisticados cazas de combate), colaboración más estrecha en el sistema de satélites y apoyo al despliegue temporal de tropas israelíes en la frontera oriental tras la eventual creación del Estado palestino.

Un ‘no‘ de Netanyahu -por motivos más políticos que ideológicos- tendrá consecuencias muy negativas para Israel. El presidente de EEUU levantaría su veto en el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas ante una resolución para la creación unilateral de un Estado palestino. También apoyaría la exigencia palestina de negociar basándonse en las fronteras de 1967. Israel se sentiría solo ante el mundo.

El ‘gran culpable’

En su primera respuesta, Netanyahu ya ha dicho ‘no‘, aunque al parecer no es definitivo. El rechazo a la oferta de Obama ha procovado un gran enfado en la Casa Blanca. “Los americanos han dicho que la actitud de Netanyahu humilla a su presidente y no entienden cómo no pueden ayudar a su aliado más grande en el mundo“, revela un diplomático europeo al diario ‘Haaretz’. En Israel, tampoco se entiende el rechazo ante una oferta tan suculenta.

A nivel personal, Netanyahu aceptaría la oferta de Obama, pero teme una crisis en su coalición, así como la pérdida de apoyo de su partido, el Likud, favorable a la construcción en las colonias. “Netanyahu cree que si vuelve a bajarse los pantalones ante el presidente de EEUU su credidibilidad interna quedaría muy afectada“, dice a ELMUNDO.ES una fuente del Gobierno israelí.

Aunque con menor intensidad, Obama también presiona a Abu Mazen, al que pide seguir dialogando pese al fin de la moratoria israelí. La lista de incentivos es más corta, pero fundamental: apoyo de Washington respecto a las fronteras definitivas, así como garantizar un paraguas económico y político para la Autoridad Nacional Palestina (ANP). Si Abu Mazen acepta dialogar pese al fin de la moratoria, será criticado duramente por los suyos. Si abandona el dialogo, decepcionará a Obama, aunque éste dirija su mayor enfado a la parte israelí.

El enviado especial de la Casa BlancaGeorge Mitchell, se ha vuelto a reunir esta mañana con Netanyahu. Tiene cada vez menos días y ases en la manga para conseguir que el proceso de paz no explote por los aires. Por si acaso, ha insinuado a Abu Mazen y Netanyahu que a ninguno de los dos les conviene ser apuntados como “el gran culpable” del fracaso. Porque si en algo todos están de acuerdo es que sería un rotundo fracaso de Obama y su Administración, que ha consumido tantas horas de conversaciones con las partes como errores de principiante.

Fuente: El Mundo

Finaliza la moratoria sobre los asentamientos israelíes en Palestina

Por Sal Emergui

Este domingo a las 00.00 horas ha finalizado la congelación que pesaba sobre la construcción de asentamientos israelíes en Cisjordania. Los palestinos habían asegurado que, si no había prorroga, abandonarían la mesa de negociaciones, reanudada el pasado 2 de Septiembre.

El presidente de EEUU, Barack Obama, también insistió en este punto en la Asamblea General de las Naciones Unidas el pasado jueves. La propia secretaria de Estado de EEUU, Hillary Clinton, ha telefoneado en las últitmas horas al primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, en un nuevo intento de que las conversaciones de paz iniciadas en Washington no fracasen.

El portavoz de Clinton, Philip J. Crowley, no desveló el contenido de la conversación de Clinton con Netanyahu, ni la que mantuvo la secretaria de Estado con el enviado del Cuarteto de Madrid para Oriente Medio, el ex primer ministro británico Tony Blair.

Seguimos presionando para que continúen las conversaciones de paz“, dijo Crowley cuando faltaba apenas una hora antes de que venciera la moratoria a la construcción en las colonias judías de Cisjordania ocupada.

Protesta de los colonos

Durante la tarde del domingo, cerca de miles de colonos se reunieron acompañados por dos diputados del Likud. Celebraban así la reanudación de las edificaciones, “el fin de 10 meses de pesadillas” en sus propias palabras.

La congelación se ha acabado” o “Netanyahu no vuelvas a cometer el grave error de congelar nuestras vidas” decían algunas de las pancartas que se podían leer en la manifestación. Los colonos esperan volver a construir el lunes por la mañana.

En un principio, los manifestantes pensaban acudir a la cita montados en excavadoras, tractores y hormigoneras, pero la presión del primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, les hizo cambiar de idea y prefirieron decantarse por protestas más simbólicas.

Horas antes de que la moratoria concluyera Netanyahu hizo un llamamiento a que “los residentes de Judea y Samaria (Cisjordania) y los partidos políticos muestren contención y responsabilidad hoy y en el futuro, como ya hicieron a lo largo de los meses de la congelación“.

“Una medida temporal”

El primer ministro israelí afirmó hace unas semanas que los 10 meses de moratoria fueron “una medida puntual y temporal” insinuando que volverán a construir aunque no como los colonos desearían. Claro que la que se perfila como “congelación light” o “construcción parcial” no será del agrado del liderazgo palestino que ha dejado claro que no dialogarán “ni un día más” si la moratoria no tiene continuidad.

Por esta razón, un ministró israelí, en declaraciones a ELMUNDO.es, ha asegurado queEl primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, y el presidente palestino, Abu Mazen, tienen muchas ganas de continuar las negociaciones y la moratoria puede ser superada si se actúa con inteligencia“.

Por su parte, Abu Mazen afirmó el sábado en la ONU que “en vísperas de la expiración de una moratoria sobre la colonización que podría hacer descarrilar las conversaciones de paz“.

“Mentalidad de expansión”

Abu Mazen también denunció la “mentalidad de la expansión y la dominación” de Israel, al tiempo que ha asegurado que sus “manos heridas todavía son capaces de extender una rama de olivo, símbolo de la paz“.

Sea como fuere, tanto Netanyahu como Abu Mazen tienen como meta defender sus principios y demostrar a nivel interno y externo que cumplen su palabra. Por esta razón, la solución que se vislumbra es “una construcción moderada o contenida“.

Si se limita por el momento a las 2.000 casas que recibieron el permiso antes de la moratoria y se construye sólo en los bloques de asentamientos (más cercanos a las fronteras del 67) se espera que Abu Mazen siga negociando. Por eso, Netanyahu ha ordenado a sus ministros que no concedan entrevistas y a los líderes de las colonias que no hagan “festivales mediáticos” como organizar a miles de personas alrededor de tractores. Que Obama no vea en la CNN cómo su exigencia no ha sido tomada en cuenta.

Fuente: El Mundo

Israel someterá a referéndum un eventual acuerdo de paz con la Autoridad Nacional Palestina

Posted in noticia,otros temas de interes por Gonzalo Fernandez en septiembre 21, 2010
Tags: , , , , , ,
  • Abu Mazen ya había hecho el mismo anuncio hace unos días.
  • De momento no se divisa un pacto ni un avance en las negociaciones.

Por Sal Emergui

No se divisa un acuerdo de paz ni tan sólo un avance en las negociaciones de paz, pero las dos partes han confirmado que en tal caso lo llevarían al veredicto popular. Si hace unos días el presidente palestino Abu Mazen decía que un pacto debería ser refrendado por su pueblo, el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, ha declarado esta tarde: “Tengo claro que cualquier acuerdo que firme será sometido a la decisión del pueblo y en este sentido hay varios métodos. Requiere una decisión nacional y yo estudio todas las posibilidades“.

En caso de llegar a un acuerdo con Abu Mazen -hoy en día improbableNetanyahu prefiere que la última palabra la tenga el conjunto de la sociedad israelí y no el Parlamento o su coalición. Según la prestigiosa directora de encuestas Mina Tsemaj, “la experiencia y los sondeos indican que normalmente la población es más proclive a votar a favor de un acuerdo definitivo que su Gobierno o Parlamento“.

Antes de llegar al referéndum, Netanyahu y Abu Mazen deben seguir negociando. Un hecho que hoy está en duda. Muy en duda. El próximo domingo finaliza la congelación de la construcción en las colonias judías en Cisjordania ordenada por Israel hace 10 meses. El liderazgo palestino sigue advirtiendo de que, si no hay una prórroga, abandonará el diálogo. Para Abu Mazenno tiene sentido negociar mientras se construye en lo que debe ser el futuro Estado palestino“.

Sin ‘fórmula mágica’

En una visita a las ciudades sureñas de Sderot y Ashkelón, blanco habitual de los cohetes y misiles lanzados desde Gaza, Netanyahu advirtió al grupo islamista Hamás y envió un mensaje a Abu Mazen: “Espero realmente que no abandone las negociaciones. En los últimos 17 años, se ha conversado y negociado mientras se ha construido en Judea y Samaria (Cisjordania). Mi Gobierno hizo el gesto de congelar la construcción durante 10 meses y sólo en el último los palestinos accedieron a negociar“.

De sus palabras se vislumbra el fin de la moratoria. ¿También del incipiente diálogo directo israelo-palestino? Esta es la gran pregunta que tanto preocupa al mediador, Estados Unidos, que sigue buscando una fórmula mágica que deje a Netanyahu y Abu Mazen en la mesa de negociaciones.

Fuente: El Mundo

Israelíes y palestinos se comprometen a cerrar los temas clave en un año

  • La construcción israelí en Cisjordania, el obstáculo inminente.
  • Pocos apuestan por la firma de un acuerdo de paz en un año.

Por Sal Emergui

La mediación estadounidense ha hecho hoy esfuerzos sobrehumanos no ya para conseguir un avance en las negociaciones entre el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu y el presidente palestino, Abu Mazen, sino para que éstas no se rompan de forma prematura. La desconfianza y las diferencias en algunos temas son tan grandes que tuvieron que anular las declaraciones conjuntas en la minicumbre de Sharm el Sheij así como la rueda de prensa prevista con la secretaria de Estado norteamericano,Hillary Clinton.

Pese a ello -o quizás gracias a ello- los dos dirigentes han celebrado esta tarde una segunda e imprevista reunión en el balneario egipcio, antes de volverse a encontrar mañana en Jerusalén.

Abu Mazen exige la parálisis total en la construcción de las colonias en Cisjordania, cuya congelación finaliza el 26 de septiembre, para seguir dialogando. Netanyahu, por su parte, exige a los palestinos que reconozcan a Israel “como el Estado del pueblo judío poniendo fin al conflicto y las reivindicaciones“.

Aunque todos sonrieron ante las cámaras, el único que ha hablado ha sido el enviado especial de Estados Unidos en la región, George Mitchell. Tras pedir a las partes que no hagan filtraciones a la prensa “y se concentren en las negociaciones“, el veterano mediador ha afirmado que en la cumbre de Sharm el Sheijha habido un ambiente positivo. Netanyahu y Abbas han reiterado su compromiso a favor de la paz y unas negociaciones con buena voluntad. Nuestro objetivo sigue siendo dos Estados para dos pueblos. Un Estado judío y democrático que viva en paz y seguridad con un Estado palestino viable, soberano e independiente“.

Sobre la congelación total, parcial o nula en las colonias que Netanyahu aplicará a partir del 26 de septiembre, Micthell ha admitido que es “un tema politico delicado” pero ha aclarado: “Como el presidente Obama ha declarado, hay lógica en la continuación de la congelación de la construcción en especial ante el hecho que las conversaciones trascurren de forma constructiva“.

Pese a las palabras de Mitchell, israelíes y palestinos celebran la segunda ronda de conversaciones directas -mañana se citarán en Jerusalén- en medio de acusaciones mutuas y un pesimismo sin precedentes.

El problema no son las encuestas que reflejan absoluta falta de esperanza en los dos pueblos en la posibilidad de un acuerdo en un año sino la sensación que quien duda más del proceso de paz son los propios protagonistas.

Más allá de la división interna palestina, la coalición de Netanyahu, las diferencias en los grandes temas o el obstáculo inmediato de las colonias, el gran drama para israelíes y palestinos es que hoy en día quién desea más un acuerdo -con los “dolorosos compromisos” que eso conlleva- es ObamaNetanyahu y Abu Mazen siguen pareciendo dos protagonistas secundarios arrastrados por la fuerza a una fiesta que no augura un final feliz.

Fuente: El Mundo

Página siguiente »