Gonzalo Anti New World Order


Ricardo de la Cierva afirma que “todos los masones de grado 33 son satánicos”

Aunque precisa que los masones de grados inferiores no tienen por qué ser satanicos, y que desconocen el objetivo último de ésta sociedad secreta.

El historiador Ricardo de la Cierva, uno de los principales y reputados expertos mundiales de la masonería, acaba de terminar su última investigación en la que demuestra la clara conéxión del satanismo con los masones de grado 33, el más elevado de esta sociedad secreta.

De la Cierva señala que “no todos los masones son satánicos o diabólicos, pero todos los satánicos son masones“.

Tras años de una exhaustiva investigación, de la Cierva descubre una conexión que hasta ahora estaba en una nebulosa, y que pocos eran los que se atrevían a aventurar esa alianza tan estrecha entre el grado superior de la masonería y el satanismo. Todo ello lo explica en “Masonería, Satanismo y Exorcismo” (Fénix).

Los que ingresan son engañados

El historiador madrileño considera que “los masones, sobre todo al principio del ingreso en la orden, son sistemáticamente engañados por la Masonería. Los masones reciben una serie de engaños hasta que al final se les desengaña, pero ya en los últimos grados“.

La Masonería ha intentado con enorme insistencia proclamar que tan sólo es una fraternidad que realiza buenas obras. Tiene mucha gente dedicada a que no se sepa la verdad que se esconde tras esa fachada“.

Testimonios de ex grados 33

De la Cierva ha tenido acceso a los testimonios de varios masones que fueron en su momento grado 33 y que por lo tanto han tenido una información vivencial de primera mano.

Uno de ellos, Jim Shaw, señala que “participó en una ceremonia masónica, llamada comunión negra, en el templo de rito escocés de Florida. Los participantes de la misma eran requeridos para referirse a Jesús como apóstol de la humanidad lo cual no está precisamente inspirado por la divinidad. Entonces, llegaron a burlarse de Jesús, practicando una extraña ceremonia negra“.

El secreto de la Masonería

Otro ex masón de grado 33 es William Schmebeen, que tras abrazar de nuevo el cristianismo, desveló su desagradable experiencia en todos los años que estuvo en los grados más altos de esta sociedad secreta: “El secreto de la Masonería es éste. Como masón, usted podrá ser conducido a creer que los llamados secretos de la Masonería encierran una gran enseñanza y una gran utilidad. Este es el gancho. Estará obligado a realizar solemnes juramentos que luego se volverán contra su propia conciencia, como cristiano y su condición de americano“.

Estos juramentos y obligaciones –continua William Schmebeen– actuarán con el tiempo de manera muy negativa para usted. En algún punto se dará cuenta del porqué se le ha obligado a introducirse en la logia entre muchos misterios del ocultismo y sobre la estela de Satán, y no en la de Cristo. Cuando se percate de esto, tendrá su mente completamente ennegrecida por el mal. Los juramentos masónicos le harán conocer unos presuntos avances en la justicia, pero de manera diabólica podrá ser arrastrado hacia una Biblia, un compás y una escuadra que le llevarán a formular unos juramentos terribles que le obligarán a cumplir bajo penas que llegan hasta la muerte. Estos son juramentos extrajudiciales y, como tales, contrarios a las leyes de su país. Sin embargo, se verá obligado a mantenerlos si no quiere someterse a castigos terribles“.

Lucifer y los grados superiores de la masonería

El pastor bautista Pierce Dodson manifiesta que “todo el corazón de la Masonería es luciferiano“. Y de la Cierva apunta que “los masones de grados superiores creen que Lucifer realmente es Dios y se refieren a Yavé por su nombre de Adonai. Los libros masonicos que se entregan a algunos miembro selectos de los grados 32 y 33 dicen que Jesús es un impostor y que Lucifer es el verdadero Dios“.

Secretas doctrinas de Lucifer

Otro ex masón, Manly Palmer, aparece en el libro para afirmar que “muchos candidatos a la Masoneria no tienen ni idea de que al llegar a la iniciación les serán comunicadas muchas mentiras, o que el corazón de los masones es un receptáculo de las secretas doctrinas de Lucifer, porque un masón está perdido en las tinieblas del tiempo“.

Fuente: Religión en Libertad

Fanatismo animado: Aum Shinrikyo, la secta de la muerte, utiliza el anime para promoverse

Publicación: 15/09/2011
Autor: pijamasurf

Aum Shinrikyo es un culto en Japón obsesionado con la llegada del apocalipsis que utilizó el anime, los cómics y dibujos animados japoneses, para difundir su doctrina; este grupo llevó a cabo el ataque con gas sarín en el metro de Tokio en 1995.

El 20 de Marzo de 1995 se registró un funesto ataque en el metro de Tokio, en el que un extraño grupo denominado Aum Shinrikyo liberó poco menos de un litro de sarín (líquido hipertóxico que se volatiliza en pocos instantes). El atentado ocasionó la muerte de trece personas y afectó a cerca de siete mil más. Se calcula que una sola gota de sarín basta para producir la muerte de un adulto promedio, por lo que de haber tenido mayor precisión, el grupo hubiese podido causar miles de bajas. Pero más allá de la inusual sustancia que se empleó en el ataque, el cual fue ampliamente difundido en la prensa internacional, lo más curioso del caso resulto ser la extravagante identidad del grupo que lo había llevado a cabo.

Fundado en 1984 por su mesiánico líder Shoko AsaharaAum Shinrikyo (cuya traducción del sánscrito sería algo como “la religión de la verdad”) es una especie de movimiento religioso, evidentemente sectario, que mantiene un sincrético sistema de creencias que, fiel a la filosofía New Age, combina premisas de distintas escuelas espirituales como el budismo, el cristianismo, la tradición yóguica y la obra de Nostradamus. Todo comenzó como una clase de yoga que Asahara impartía en su departamento de Tokio y durante la cual aprovechaba para difundir su estrafalaria ideología. Al poco tiempo comenzó a atraer a decenas de adeptos, popularizándose particularmente entre jóvenes universitarios de familias acomodadas. Y eventualmente, en 1989, conseguiría su registro oficial como religión.

En 1992 Asahara se autoproclamó como el único maestro completamente iluminado de Japón, como Cristo y como “el Cordero de Dios”. A cambio de devoción, ofrecía a sus seguidores absolver sus pecados y por lo tanto eliminar su mal karma. Como complemento, advertía recurrentemente a sus seguidores sobre conspiraciones en torno a los judíos, la familia real británica y la francmasonería, atribuyendo a estos grupos una profunda maldad.

A mediados de los noventas la organización comenzó un masivo movimiento de propaganda, el cual tuvo como pilar de comunicación los dibujos animados, el famoso “anime”, una de las formas de entretenimiento más populares en Japón. Por medio de cómics y dibujos animados, Asahara promovía el culto a su propia imagen, así como a los enredados preceptos “espirituales” del grupo. Este recurso, independientemente de la filosofía que promovía Aum Shinrikyo, es uno de los fenómenos más interesantes de las últimas décadas, en el que converge el adoctrinamiento sectario con la cultura pop y la propaganda animada de preceptos que se proclaman como una nueva forma de espiritualidad.

Pero más allá del popurrí de misticismo pop que engloba el movimiento, existe un elemento determinante en la funesta naturaleza de Aum Shinrikyo: el apocalipsis. Para este grupo, al que actualmente también se conoce como Aleph (en alusión a la primera letra del alfabeto hebreo), el fin del mundo está asociado con el surgimiento de una Tercera Guerra Mundial que será detonada por Estados Unidos. Recurriendo también al concepto bíblico del Armageddon, Asahara afirma que el fin de los tiempos llegará canalizado pro un devastador enfrentamiento nuclear y que solo unos cuantos se salvarán (obviamente refiriéndose a los seguidores de AS). Y precisamente en torno a la llegada del apocalipsis, el cual Asahara había fechado originalmente para 1997, fue que se suscitó el ataque con gas sarín en el sistema de transporte público subterráneo de Tokio. Al parecer la intención era desestabilizar al gobierno japonés para que el líder de Aum pudiese consagrarse como emperador y así comenzar con los preperativos para el fin del mundo.

Pero si bien el atentado de 2005 representó el clímax de la violenta faceta de este culto, lo cierto es que hubo múltiples episodios anteriores, en los que se vinculó al grupo con los asesinatos de líderes de sectas rivales y de personas que de algún modo amenazaban los intereses de la organización. Poco tiempo después del ataque con gas sarín, Asahara fue detenido junto con decenas de importantes miembros del grupo. Luego del proceso legal correspondiente, considerado por los medios japoneses como el “juicio del siglo”,  finalmente en Abril de 2006 se dictó sentencia de muerte para Asahara y para otros once miembros de la secta, aunque extrañamente aún no se ha confirmado su ejecución y tampoco se ha fijado una fecha para que esta se lleve a cabo.

Actualmente se calcula que el grupo debe reunir a poco más de 1,500 integrantes. Desde hace seis años las actividades de Aum Shinrikyo reciben vigilancia estrecha por parte de las agencias de investigación del gobierno. Sin embargo, todo parece indicar que con la muerte de Asahara la historia de esta organización terminó y con ello comenzó a cerrarse uno de los capítulos más turbios de la historia reciente de Japón, protagonizado por un grupo que reunía algunas de las principales características de la cultura de este país: espiritualidad, suicidio y anime, pero que desde un principio optó por catalizarlos en forma de una patológica violencia. Tal vez por eso algunos se refieren a Aum Shinrikyo como el lado oscuro de una entidad intrínsecamente japonesa.

Fuente: Pijamasurf

La Secta Moon o “Iglesia de la Unificación”

Sun Myung Moon

La “Iglesia de la Unificación” o Secta Moon es una secta fundada por el coreano Sun Myung Moon que se esconde detrás de varios nombre y organizaciones de fachada, como el de “Iglesia para la Unificación del Cristianismo Universal”,”Iglesia de la Unificación”, “Federación para Salvar la Nueva Nación”, “Federación de Familias para la Paz Mundial” y “Federación de la Mujer para la Paz Mundial”, “Federación Internacional para la Victoria sobre el Comunismo”, “Fundación Lucha por la Libertad” y el “Movimiento Universitario para la Búsqueda de los Valores Absolutos”, entre otros.

Moon nació el 6 de Enero de 1920 y se crió budista y confusionista, se convirtió en presbiteriano, luego en pentecostal y finalmente decidió fundar su propia secta en 1951, cuando recibió la “revelación” de que él era el nuevo “Mesías” de la humanidad, luego de haber sido encarcelado por bigamia y adulterio… durante su cuarto matrimonio.

Según su “revelación“, Moon es el “Tercer Adán” y el “Nuevo Cristo“, proclamado por Dios como “más sabio que Salomón y más caritativo que Jesús“. Como el padre verdadero de la nueva humanidad, y el señor del segundo advenimiento.

Para lograr su “nuevo paraíso” en los cuales él y su esposa serán una suerte de pareja primordial, Moon se ha dedicado a amasar una de las fortunas más importantes del mundo, mediante la compra de compañías productoras de armas, de productos farmacéuticos como el revitalizante Gin-seng, astilleros coreanos, bancos en América Latina, periódicos y Revistas en Estados Unidos y América Latina, hoteles y extensas haciendas ganaderas.

Las enseñanzas de Moon, a pesar de los “puentes” que pretende tender hacia los cristianos, son contrarias al cristianismo, pues suponen una “nueva revelación” opuesta a la fe: según Moon, el primer Adán fracasó en el Paraíso al caer ante la tentación; el segundo Adán, Jesús, fracasó también al morir en una cruz y no tener hijos.

Moon niega la divinidad del Señor Jesús y sostiene que el cristianismo es también “un fracaso“; además, señala que Estados Unidos es la esperanza para el mundo actual y éste debe servir a Moon como brazo secular que ayude en su lucha contra el marxismo y contra el Islam.

A sus seguidores, Moon exige obediencia ciega y total, porque ha “profetizado” que “no habrá quejas ni objeciones por lo que deberá hacerse, hasta que hayamos establecido en la Tierra el Reino de Dios“.

La obediencia implica entregar a la secta el poder de decisión de con quién debe casarse cada miembro; y el matrimonio es indisoluble… a menos que uno de los cónyuges se salga de la secta.

Fuente 1: Aciprensa

Fuente 2: 1984

Artículo relacionados:

Movimiento Raeliano

Claude Vorilhon, ex-periodista deportivo francés, decidió un día hacerse llamar Rael, y convertirse en portavoz de los extraterrestres que se le aparecieron en 1973. Además desarrolló un sistema de creencias espirituales que deben seguir los que quieran salvarse cuando llegue el fín del mundo, una serie de cataclismos que eliminarán al 99% de la población mundial, precediendo el desembarco masivo de los extraterrestres en el 2025. Aquellos que mueran antes de la fecha, pueden dejarle un hueso para que los extraterrestres lo devuelvan a la vida algún día por clonación.

Han fundado una empresa para clonar seres humanos por el precio de 200.000 dólares ubicada en las islas Bahamas, que carecen de legislación al respecto (al parecer se necesitan 2 millones para una clonación real, y unos conocimientos que estos no tienen). Se anuncian en Internet para conseguir clientela. Su web.

Dicen ser unos 35.000 adeptos en 85 países. Se han dedicado a construir una embajada interplanetaria en Israel, retirando primero la cruz gamada de su emblema, para evitar susceptibilidades con los judíos. Se dice que Rael abusa sexualmente de sus adeptos masculinos.

Orden del Templo Solar

Un tal Di Mambro decidió que había vivido en la época de las cruzadas, y que debía guiar a sus seguidores hasta el planeta Sirio (o un planeta de la estrella Sirio) tras pasar por el suicidio colectivo. La decisión final la tomó tras una investigación fiscal en Francia, que le impulsó a huir al Canadá. La ceremonia finalizaba con un incendio, por lo que se ha dudado de que el cuerpo de Di Mambro se encontrara entre las víctimas.

Queda un centenar de miembros de la secta, algunos residen en Canarias. Tal vez se dediquen a reclutar nuevas víctimas para nuevos suicidios colectivos, incrementando la cifra de 58 muertos. El último tuvo lugar en Marzo de 1997, y sobrevivieron los hijos de 5 sectarios, cuatro de los cuales aparecieron formando una cruz con sus cuerpos. El artilugio incendiario falló esta vez. Siempre se suicidan al llegar el equinoccio, que ocurren el 21 de Septiembre y el 21 de Marzo.

Vistazo a la utopía raeliana

La siguiente entrevista fue publicada en un diario de circulación nacional en Monterrey, México el 9 de Enero de 2003.

Esteban Hernández, uno de los 16 obispos de Rael que existen en el mundo, expone los pormenores del escenario que privará cuando los Elohim se establezcan en la Tierra. Aunque admite que su relato suena a ciencia ficción.

Esteban Hernández afirma que en 20 años habrá un “Nuevo Orden”. Que Estados Unidos haya desplegado efectivos en el Golfo Pérsico para la “inevitable” guerra contra Irak, y que al mismo tiempo se haya anunciado el nacimiento del primer ser humano clonado, podría parecer una simple casualidad. Pero, desde la óptica de los raelianos, grupo que promueve la clonación humana, “esta conjunción de eventos representa el cumplimiento de una profecía de Rael, que anuncia el nacimiento de un Nuevo Orden Mundial”, afirma Esteban Hernández, guía nacional de los raelianos en México.

Explica: “Rael dijo desde 1973 que cuando el ser humano se encuentre ante la decisión de optar por la vida eterna, en ese mismo instante se le presentará la opción por la destrucción. Es así que, a finales de 2002, se registró el nacimiento de Eva –el presunto primer bebé clonado por la clínica estadunidense Clonaid– justo cuando Bush anunciaba un ataque contra Irak y posiblemente contra Corea del Norte, donde incluso de habla de usar armas nucleares”.

En entrevista con MILENIO Diario, el “obisporaeliano definió este ambiente bélico como los “dolores de parto” que darán paso a un nuevo ser humano, el cual “nacerá con una conciencia de vida eterna gracias a la técnica de la clonación”. De acuerdo con Rael –un experiodista francés, cuyo verdadero nombre es Claude Vorilhon y que fundó esta secta en 1973–, los seres humanos fuimos creados por seres extraterrestres llamados Elohim hace 25 mil años y podemos aspirar a ser eternos a través de la clonación.

–¿Me está diciendo que el 26 de Diciembre de 2002, cuando se informó del presunto nacimiento de Eva, inició una nueva era para la humanidad?

–Tal como lo oye. Habrá quienes opten por la vida eterna y, por tanto, desearán ser clonados. Habrá otros que nos juzgarán mal y morirán junto con los que hacen la guerra.

–¿Y cómo se supone que será la Tierra cuando este “Nuevo Orden” se establezca por completo?

Rael es optimista y vislumbra esto para dentro de 20 años. Será un boom tecnológico que significará un choque psicológico para muchos: los Elohim se establecerán en el planeta, las máquinas van a reemplazar a los seres humanos para liberarnos del trabajo y conviviremos con robots biológicos capaces de sufrir, sentir placer, dolor y enamorarse. Ellos van a ser nuestros maestros, nuestras amantes, nuestros amigos.

Se trata de la secta de los raelianos, un grupo internacional anticristiano, con implantación en España, que promueve el sexo libre entre sus miembros.

Claude Vorilhon, Rael, es el líder del Movimiento Raeliano. Una secta que este ex piloto de carreras francés fundó en 1973 cuando, según el mismo cuenta, fue secuestrado por unos extraterrestres llegados a la tierra en una nave espacial. Él sobre la experiencia comenta: “y debajo de la nave se abrió una puerta y unas escaleras, de las cuales bajó un eloín, uno de los seres que me transmitió el mensaje“.

De culto extraterreste y anticristiano, el Movimiento Raeliano es partidario, además, de la clonación humana. En Clonaid, una empresa dedicada supuestamente a la investigación científica, trabaja Brigitte Boisselier, mano derecha de Rael. Ella fue la encargada de anunciar al mundo el supuesto nacimiento del primer bebé clonado.

Prohibido en Francia, el Movimiento Raeliano, con su líder al frente, celebró un encuentro el pasado mes de Agosto en la localidad catalana de Santa Susana.

Un estudioso de la secta, Agustín Felipe, explica: “Se supone que los niños reciben una educación sexual en la que tienen que comprender que el placer es bueno. Una educación sexual mal entendida y que lleva a comportamientos pederastas“.

Suicidios masivos

Esteban Hernández, uno de los 16 “obisposraelianos que existen en todo el mundo, admite que su relato suena a ciencia ficción. Ante la mirada incrédula del reportero, pide constantemente no ser tirado de “loco”. Advierte que cuando esto ocurra habrá suicidios masivos y un descontrol total, sobre todo en las personas que creen en un Dios. “Aquellos que no crean en la tecnología y los extraterrestres vivirán en un mundo totalmente ajeno”, señala.

–¿Qué pasará con ese ejército de desempleados?

–Todo mundo piensa que morirán de hambre…

–¿Y no es así?

–No, no, no. Para entonces la riqueza tendrá que ser redistribuida y todo ser humano contará con tres cosas básicas: hogar digno, alimento digno y educación digna.

–¿Qué lo garantiza?

–En el Nuevo Orden, el saber y el tener no significará nada. No habrá acumulación. Además, con la concepción de la vida eterna, el ser humano tendrá bien presentes los valores de dignidad y equidad.

–¿A qué se dedicarán, entonces, los desempleados?

–Al arte, a la sensualidad. Eso es lo que distingue a los países avanzados. Trabajar ya no será necesario.

Hace unos días, a propósito de la clonación humana, el escritor Carlos Monsiváis hizo una pregunta que no tiene que ver con cuestiones morales, éticas ni religiosas: ¿para qué hacer eternos a los seres humanos, dados los problemas de sobrepoblación, escasez de alimentos y recursos naturales?

No todos podrán aspirar a ser eternos”, responde Hernández. Aquellos que hayan sido clonados no tendrán derecho a tener hijos y sólo se podrá hacer una réplica de las personas que hayan hecho algo positivo por la humanidad. Un Hitler o un Pinochet, dice el obispo, serían descartados; en cambio, agrega, gente como Juan Pablo II, Albert Einstein o Digna Ochoa serían buenos candidatos a clonarse.

El objetivo, poblar otros planetas

–Colonización: Los seres humanos, según los raelianos, fuimos creados por seres extraterrestres hace 25 mil años a través de la clonación. En la medida que se descubran planetas con la misma atmósfera que la Tierra, dicen, será posible que los humanos se conviertan en Elohim y colonicen otros sitios del universo.

–Religión: El 80 por ciento de las guerras son producto de diferencias religiosas, exponen los raelianos. El objetivo de ellos es crear una humanidad sin alma y sin religión, ya que “el monoteísmo mata, la ciencia da vida”. Rael cuenta que alguna vez desayunó con Jesús, Mahoma, Krishna y todos los profetas, los cuales fueron creados por los Elohim.

–Geniocracia: Según la filosofía raeliana, el principal capital de las naciones ya no es el oro ni el petróleo: es la información. Para manejarla, aseguran, lo ideal es un gobierno de los más inteligentes. Aquellos científicos e intelectuales que no sean manipulados para crear armas son los mejores candidatos para dirigir al planeta.

–Catolicismo: Para los raelianos, la Iglesia católica es la responsable de que muchos seres humanos vean a la vida como sufrimiento y sacrificio. En el Nuevo Orden, afirman, la principal condición para ser clonado es el deseo de ser feliz, practicar y ejercer la sensualidad. La vida eterna no es apta para los enfermos o los amargados.

–Paz mundial: La estabilidad mundial para los partidarios de Rael surge a partir de la comprender las diferencias entre comunidades y unificar la diversidad. Un mundo sin violencia, dicen, requiere de tener una moneda única, un ejército único y un idioma único, situación que ya se perfila con el lanzamiento del euro y los cascos azules de la ONU.

–Extraterrestres: Rael tuvo su primer encuentro con los Elohim en 1973 y en 1975 fue llevado fuera de la Tierra en un platillo volador, donde fue clonado. Aunque el líder religioso no ha dicho a qué planeta fue transportado, se estima que los extraterrestres provienen de las Pléyades. Su venida será en 20 o 30 años y se registrará en Jerusalén.

Fuente 1: Espirituales.MForos

Fuente 2: 1984